Reunificar deudas de forma segura y eficiente

reunificar-deudas

Hay muchas formas de solucionar los problemas de deudas, una de ellas es la opción de reunificar deudas.

En Solventa tu deuda estamos especializados en la Ley de Segunda Oportunidad, uno de los mecanismos con los que puedes, entre otras cosas, reunificar tus deudas y conseguir mejorar tu situación económica.

¿Qué es la reunificación de deuda?

La reunificación de deudas consiste en la unión de todas las deudas existentes bajo una sola entidad, que emite un solo cargo periódico, en unas cuotas negociadas bajo un plan de pagos ajustado a tu solvencia económica.

Cómo puede ayudarte la Ley de Segunda Oportunidad a reunificar tus deudas

La Ley de Segunda Oportunidad baraja entre sus opciones la reunificación de deudas, que propone a los acreedores o entidades financieras y bancarias, con el fin de ofrecerles la posibilidad de recuperar su dinero de una manera segura.

¿Dónde puedo reunificar deudas?

La reunificación de deudas se hace a través de una entidad bancaria. Si el acuerdo con las entidades financieras y acreedores es viable, se traslada esta deuda al banco, en las condiciones de devolución que se negocien con el deudor.

¿Es buena idea reunificar deudas?

Reunificar deudas tiene principalmente ventajas, pero también ciertos inconvenientes que es necesario tener en cuenta.

Entre sus beneficios, consigues una mayor organización de tus deudas, dado que se reúnen bajo una sola cuota, normalmente mensual.

Esta cuota, además, suele ser inferior a la suma de todas las deudas que tengas existentes ahora mismo, dado que va vinculada a un plan de pagos a mayor largo plazo, para que te sea asumible su coste.

También pueden estar asociadas a una reducción de la deuda, que debe solicitarse de forma correcta a partir de la Ley de Segunda Oportunidad.

¿Qué hay que tener en cuenta para reunificar deudas?

Como te decíamos, reunificar deudas también tiene cosas a tener en cuenta. En primer lugar, el hecho de que hay que asumir unos costes iniciales por la tramitación que la entidad bancaria y las entidades financieras o acreedores deben realizar.

Por otro lado, ten en cuenta que la deuda se va a alargar en el plazo, por lo que pasarás más tiempo de lo previsto aportando la cuota que se negocie.

Al final, reunificar deudas también puede suponer incrementar el dinero que se debe. Eso sí, mediante unas cuotas esta vez adaptadas a tus posibilidades económicas y que, en teoría, no deberían suponerte un problema devolverlas.

Como recomendación, es importante no agravar el endeudamiento, si se acoge una reunificación de deudas, dado que entonces estaríamos de nuevo en la misma situación que antes, pero en peores condiciones.

Bancos para reunificar deudas

La mayoría de bancos españoles ofrecen la posibilidad de reunificar deudas. Con la ayuda de especialistas en este ámbito, puedes conseguir una negociación factible, con la que mejorar tu situación económica.

Repara tu deuda ahora. Contacta con nosotros para ver qué opción es mejor para reunificar tus deudas de la mejor forma posible, reducirlas o incluso cancelarlas, negociando con tus acreedores las condiciones más favorables.