La importancia de negociar tus deudas para tu situación económica

En Solventa tu deuda estamos especializados en reparar deudas, lo que en muchas ocasiones implica negociar las deudas existentes con las diferentes entidades con las que puedas haber contraído una deuda.

¿Cómo puedo negociar mis deudas?

Para poder negociar tus deudas, lo más recomendable es contactar con abogados especializados renegociar deudas y recibirás un asesoramiento personalizado y encontrar así la forma más efectiva (y económica) de resolver tus problemas financieros. 

El plazo de prescripción de tus deudas

En caso de un endeudamiento acumulado desde mucho tiempo, es importante fijarse en el plazo de prescripción de las deudas.

Este plazo concierne a la fecha en la que las deudas dejan de ser válidas y reclamables y, por lo tanto, el acreedor correspondiente no podrá reclamar nunca el pago.

En cualquier caso, es difícil que se cumpla el plazo de prescripción ya que antes las entidades u organismos acreedores inician acciones extrajudiciales y legales, para evitar dicha prescripción.

¿Qué condiciones de la deuda es recomendable negociar?

En la mayoría de los casos, lo principal es reducir la cantidad de la cuota mensual, para ello generalmente se renegocian intereses y plazos de amortización lo que implica, en la mayoría de las ocasiones, un mayor coste. 

¿Se pueden negociar todas las deudas?

Todas las deudas son negociables. A través de medidas como la Ley de Segunda Oportunidad, que Solventa tu deuda desarrolla desde sus inicios, es posible negociar tanto la cancelación de todas las deudas existentes como una reducción importante de las mismas diseñando un plan de pagos asumible por el deudor.

Recomendaciones para negociar deudas

En primer lugar infórmate bien de cuánto debes y a qué entidades. El descontrol financiero es uno de los principales motivos de que se acumulen las deudas.

Establecer prioridades en cuanto a la importancia de las deudas.

Sé transparente con respecto a tu situación económica actual. A tus acreedores les interesa cobrar, por lo que si inicias los mecanismos de la Ley de la Segunda Oportunidad o te declaras en bancarrota accionando un procedimiento concursal, ninguna de las partes en conflicto conseguiría un final óptimo.

En Solventa tu deuda contamos con los profesionales más especializados para asesorarte de la mejor forma para solventar tus deudas, buscando el menor coste posible al emprender estos mecanismos, ya que priorizamos la economía familiar y su estabilidad.

Negociar deudas con Hacienda y la Seguridad Social

Las deudas con Hacienda y la Seguridad Social  son, también, negociables.

Contacta con nosotros para negociar todas tus deudas y buscaremos la mejor fórmula, con la que poder hacer frente a todos estos pagos que están afectando a tu economía.