El concurso consecutivo en la Ley de Segunda Oportunidad

El concurso consecutivo es una fase de la Ley de Segunda Oportunidad, que tiene lugar cuando previamente no se ha alcanzado un acuerdo extrajudicial de pagos o bien, habiéndose alcanzado, se ha incumplido o anulado.

El objetivo de este tipo de concurso de acreedores es solicitar y obtener el BEPI o Beneficio de Exoneración del Pasivo Insatisfecho.

Funcionamiento del concurso consecutivo

Pueden requerir este proceso personas naturales con deudas inferiores a 5 millones de euros, así como empresas que puedan solicitar el concurso abreviado.

El mediador concursal es el responsable de todo el concurso consecutivo y quien se encarga de prácticamente todos los trámites relacionados.

Para ello, antes se deben cumplir ciertos requisitos:

  • Que se alcance un convenio con los acreedores para liquidar el patrimonio del deudor insolvente.
  • Que no se llegue a un acuerdo extrajudicial de pagos.
  • Que las negociaciones entre las partes se abandonen antes de llegar a algún acuerdo.

Si se cumple alguna de estas condiciones, entonces el mediador concursal debe presentar un informe, según lo que estipula el artículo 75 de la Ley Concursal. Según este artículo, debe incluir estos elementos:

  • Análisis de datos y circunstancias del deudor.
  • Estado de estabilidad del deudor a nivel económico.
  • Decisiones y actuaciones del mediador concursal.
  • Inventario de la masa activa.
  • Listado de acreedores.
  • Evaluación de propuestas de convenio.
  • Plan de liquidación de las deudas.
  • Valoración de la empresa (en el caso de que el deudor sea empresario).

Con toda esta documentación, el mediador concursal expone la situación del deudor y solicita el BEPI, que puede ser definitivo o provisional.

El BEPI definitivo tiene efectos al instante. Supone la condonación de deudas en parte, teniendo así que pagar solo algunas, pero de inmediato.

Por otra parte, el BEPI provisional, supone la elaboración y aprobación de un plan de pagos.

¿Cuánto tiempo tarda en tramitarse el concurso consecutivo?

El trámite de todo el concurso consecutivo puede llegar a ser de entre cuatro y siete meses. Sin embargo, no es el único período que debe importarnos.

También hay que tener en cuenta que el plan de pagos derivado del Beneficio de Exoneración del Pasivo Insatisfecho puede llegar a durar hasta 5 años.

Por este motivo es tan importante que el plan de pagos se ajuste a una viabilidad económica realista por parte del deudor.

Ventajas e inconvenientes del concurso consecutivo

Este concurso consecutivo es una excelente alternativa para poder afrontar las deudas acumuladas, cuando no se ha alcanzado un acuerdo extrajudicial de pagos o este terminó incumpliéndose.

Supone una segunda oportunidad, para devolver estas deudas, con una planificación acorde a la viabilidad económica del deudor. En el caso del BEPI definitivo, incluso permite reducir la cuantía de las mismas, aunque tenga que pagarse el resto.

El proceso, no obstante, requiere conocimientos especializados, por lo que si deseas llegar a un acuerdo lo más favorable posible, es siempre recomendable que cuentes con profesionales en este ámbito.